12/02/2021

Aseos de invitados: ¿cómo decorarlos?

Los aseos de invitados son una gran oportunidad para las viviendas que los tienen y es que ayuda a mantener la intimidad del resto de la casa ante visitas y ayuda a que no se ensucie todo sobremanera. Eso sí, es importante destinar tiempo y recursos a decorarlos “con cariño” para que queden a la altura del resto de la casa primero por nosotros mismos, propietarios y segundo porque estamos convencidos de que te gustará dar una muy buena impresión a tus invitados. Y todos sabemos que el baño pasa siempre por un examen pormenorizado a ojos de propios y extraños.

Claves para un baño de tamaño reducido

Si quieres que el baño de invitados o aseo de bienvenida que normalmente tiene unas proporciones reducidas, “luzca” hay que tomar determinadas medidas de distribución y decoración. Aunque parezca que no, un baño – aseo pequeño tiene muchas posibilidades para que quede genial y sea todo un éxito (en sus funciones). Lo más importante aquí es agudizar el ingenio (como primera opción) o dejarte guiar por profesionales de la decoración que te ayudarán a colocar lo necesario en el lugar preciso, elegir los mejores colores, etc.

Uno de los tips principales y más útiles es dotar al baño de una puerta corredera. Con ella conseguirás ganar muchísimo espacio porque además a que el aseo es reducido, hay que añadir el espacio que necesitaría la puerta como arco de apertura. Solucionado con una puerta corredera. Elije una de madera o de metal, según la decoración del espacio exterior que separa o del propio baño.

Otra gran ayuda para que el aseo parezca más espacioso de lo que es en realidad y que ayude a que todo sea más luminoso es poner grandes espejos (quizás que ocupe toda la pared de encima del lavabo). Así conseguirás generar mayor sensación de espacio y además puedes aprovechar para poner detrás del mismo una estantería o lugar de almacenaje.

Por supuesto el color será igualmente tu gran aliado. Y es que dependiendo de los colores elegidos conseguirás una sensación u otra. Si eliges colores claros (blanco, gris, etc) la sensación de amplitud será mayor. Por el contrario, si el baño lo pintas de colores fuertes (rojo, negro o similar) reducirás visualmente en gran proporción las dimensiones del baño.

Toma buena nota de estos consejos porque conseguirán que tu pequeño aseo sea todo un éxito o por el contrario, un total fracaso.

aseo invitados Leblanc

Decoración de un aseo pequeño

Para que igualmente le ganes metros reales a tu aseo o baño pequeño, es importante que tengas una elección perfecta al milímetro del mobiliario y piezas que lo componen. Desde un inodoro útil pero de dimensiones justas (no es el lugar para elegir uno grande) hasta un toallero en la pared que además sea calefactante para que haga las veces de calefacción de la estancia pasando por un mueble de lavabo también reducido pero que tenga la suficiente capacidad para almacenar todo lo necesario. Todo ello es importante y necesitarás que estén en su justa y precisa medida. No puede faltarte nada pero tampoco, sobrarte.

En un aseo de invitados rara vez encontraremos una ducha ni un bidé pero en el caso de que haya estas piezas (sobre todo la ducha) deberá ser siempre ducha (no bañera) y de reducidas dimensiones. Se tratará de un uso esporádico por lo que algo cómodo pero pequeño, bastará. Que sea elegante y esté integrado en la decoración del aseo.

Los materiales a escoger

Aquí tienes un amplio abanico de posibilidades pero serán también muy importantes para que todo encaje a la perfección. El cemento pulido es uno de los materiales que más elegancia pueden aportar a tu aseo además de ser súper limpio (por su fácil limpieza y mantenimiento). La madera también te ayudará a generar además un espacio cálido pero no debes abusar de ella porque puede empequeñecer el espacio. Los alicatados blancos de baldosas “neuyorquinas” (las que se usan en el metro de New York, alargadas y blancas con bisel) quedan fantásticas y dan un toque vintage que te enamorará.

aseo invitados Leblanc

El color en pequeñas dosis

Como decíamos anteriormente, el color es muy importante para conseguir un efecto u otro en cualquier habitación de la casa. Los colores claros y neutros lograrán dar amplitud y espacio mientras que los oscuros harán justamente lo contrario, empequeñecer el lugar. Por lo tanto, apuesta por colores neutros y claros y que la nota de color sea por ejemplo en el suelo con baldosas hidráulicas o vinílicos. También es otra opción poner la pared de la ducha de algún color o decorado especial que haga resaltar ese espacio.

Si quieres añadir solo pequeñas notas de color que puedas cambiar dependiendo de tu momento, podrás hacerlo a través de los elementos como la jabonera, la papelera y por supuesto, las toallas y textiles del aseo.

Una luz potente pero no estridente

Y para terminar pero no menos relevante está el asunto de la luz. La iluminación de un baño debe ser justa y precisa. Debe iluminar en general pero también focalizar la intensidad sobre el lavabo. Es importante que la luz elegida ayude a vernos bien pero que no sea estridente.

Invierte en elegir la luz adecuada para que el baño / aseo tenga una identidad propia agradable y que sea elegante.

Con estos tips y consejos seguro que encuentras la manera de decorar tu aseo con éxito. En Leblanc todos los baños tienen grandes oportunidades para generar espacios creativos y agradables. Si necesitas, nuestro equipo de interiorismo puede ayudarte a decorar tu aseo.

En casa, seguimos cerca de ti. #EstamosATuLado.

Déjanos un mensaje y contactaremos contigo a través del medio indicado.